Páginas

Técnicas de Relajación - Parte 3: Ejercicio práctico de relajación


A continuación le explicamos un simple ejercicio practico de relajación.  Debe seguir los 18 pasos explicados a continuación para lograr una relajación placentera y recuperadora.  
  1. Antes de empezar el ejercicio póngase muy cómodo, siéntese con las piernas sin cruzar. 
  2. Cierre los ojos, su actitud durante el ejercicio tratará de ser sin ninguna preocupación.
  3. Deje que su cuerpo responda por sí solo. 
  4. Enfoque su atención a una zona específica de su cuerpo y repita mentalmente: me siento bastante tranquilo. Sus pies, sus pantorrillas y sus muslos están pesados y relajados. 
  5. Esta misma sensación de relajación pasa ahora a los músculos alrededor de su cadera. 
  6. En este momento ponga toda la atención en mi estómago y pecho; sienta que toda la tensión de estos músculos está siendo reemplazada por la relajación. 
  7. Sus pies, sus piernas y toda la región central de su cuerpo está pesada, cómoda y relajada. 
  8. Ahora diríjase a su espalda, puede sentir como todos los músculos, desde la parte baja hasta la parte superior de ella, se va relajando muy lentamente. 
  9. Uno a uno los músculos de su espalda van liberando toda la tensión, quedando muy sueltos y flexibles. 
  10. Paso a mis brazos, antebrazos y manos a medida que los voy relajando, los siento cada vez mas y más pesados. 
  11. Esta misma sensación de soltura puedo sentirla en mis hombros. Mi espalda, mis brazos y mis hombros están libres de toda tensión, mi cuello y mi nuca también están relajados, el nivel de relajación lo puedo sentir a través de la sensación de soltura. 
  12. Siento mi cuero cabelludo y los músculos de mi cara se están relajando, mi maxilar está suelto y laxo, mis dientes no se tocan, mi lengua está cómodamente colocada en mi boca sin ejercer ninguna presión hacia los dientes y hacia el paladar. 
  13. Mis ojos están suavemente cerrados, el globo ocular puede moverse libremente detrás de mis párpados cerrados. 
  14. Mi frente esta muy lisa y tersa, sin ninguna arruga. 
  15. Muy bien, ahora todo mi cuerpo está relajado. 
  16. Le voy a dar un momento para que recorra todo su cuerpo y detecte si queda algún resto de tensión; si fuera así, deténgase. 
  17. Libere esa tensión y permita que la relajación ocupe su lugar. 
  18. Ahora, usted está muy tranquilo, puede sentir cómo su corazón late a un ritmo regular y su respiración es lenta y tranquila, sus músculos están sueltos y relajados.
Técnicas de Relajación - Parte 2: La Respiración
Técnicas de Relajación - Parte 4: Relajación Muscular
Técnicas de Relajación - Parte 6: Relajación Muscular Completa

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...